Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar la navegación, analizar la actividad de la web e interactuar con nuestras redes sociales. Al continuar navegando por nuestro sitio web, entendemos que Ud. acepta la instalación de las cookies en su navegador, según nuestra Política de Cookies.

[Aceptar y seguir]


Últimas Novedades

Miércoles, 21 de 2016
El Tribunal de Justicia de la Unión Europea declara la obligación de los bancos de devolver lo cobrado indebidamente por la cláusula suelo

El fallo del TJUE revoca la doctrina del Tribunal Supremo español el cual limitaba la devolución de las cantidades indebidamente cobradas por la banca a Mayo de 2013.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha publicado una sentencia de fecha 21 de diciembre de 2016, en la cual declara que los bancos deberán devolver todas las cantidades indebidamente cobradas a sus clientes por las famosas cláusulas suelo. 

Cabe recordar que el Tribunal Supremo español había declarado que las cláusulas suelo son abusivas y, por tanto, nulas. No obstante, limitada la devolución de lo indebidamente cobrado por la banca al 9 de mayo de 2013, fecha en la que declaró la nulidad de dichas cláusulas, alegando que aplicar la retroactividad de la medida al momento en el cual se comenzaron a cobrar dichas cantidades pondría en peligro el sistema financiero español.

No obstante, el TJUE declara que la jurisprudencia española se opone a la legislación europea sobre la materia. Considera el TJUE que las cláusulas abusivas no pueden vincular al consumidor, incumbiendo al juez español dejar sin efecto la cláusula abusiva, de tal forma que que se considere que dicha cláusula no ha existido nunca. Continúa exponiendo el Tribunal europeo que la declaración judicial sobre el carácter abusivo de la cláusula tiene como consecuencia el restablecer la situación en la que se encontraría el consumidor de no haber existido dicha cláusula.

En conclusión, el órgano judicial europeo considera que la limitación temporal en la restitución de las cantidades indebidamente abonadas por los consumidores españoles no cumple la normativa comunitaria al no proteger adecuadamente a los mismos. 

« Volver