Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar la navegación, analizar la actividad de la web e interactuar con nuestras redes sociales. Al continuar navegando por nuestro sitio web, entendemos que Ud. acepta la instalación de las cookies en su navegador, según nuestra Política de Cookies.

[Aceptar y seguir]


Últimas Novedades

Lunes, 22 de febrero de 2016
¿Permite la Ley que el progenitor que ostenta la guarda y custodia del menor decida de forma unilateral un cambio de domicilio sin la autorización del otro progenitor?

La regla general es que si el cambio de domicilio del menor supone salir del municipio deberá contar con el consentimiento del progenitor no custodio o, en su caso, de autorización judicial previa.

Para dar respuesta a esta cuestión es importante diferenciar si el cambio de domicilio de los menores supone abandonar el municipio actual o no. Si el cambio de domicilio no implica abandonar el municipio los Tribunales entienden que no es necesario que el progenitor no custodio lo autorice, siendo necesario que se le informe del nuevo domicilio del menor a efectos de dar cumplimiento a su régimen de visitas. 

Por el contrario, si el cambio de domicilio implica tener que abandonar el municipio se debe contar con la autorización del progenitor no custodio. Ello es así porque los Tribunales entienden que dicho traslado del menor puede afectar a la vida cotidiana del mismo (cambio de centro escolar, nuevo entorno, mayor distancia del domicilio del progenitor no custodio, etc.), así como, afectar al régimen de visitas acordado para el progenitor que no ostenta la guarda y custodia. 

Con  más razón si cabe, si el cambio de domicilio implica que el menor deba abandonar España, se deberá recabar igualmente el consentimiento del progenitor no custodio. 

Pero, ¿qué ocurre si el progenitor no custodio no autoriza al cambio de domicilio del menor o a abandonar España?

En estos casos el progenitor que ostenta la guarda y custodia deberá solicitar autorización judicial y será el Juez quién atribuirá la facultad de decidir al padre o la madre. 

En aquellos supuestos en los cuales el progenitor custodio decide unilateralmente un cambio de residencia del menor, el progenitor no custodio deberá solicitar auxilio al Juez instando que se restaure la situación anterior del menor, sin perjuicio de que posteriormente y tras recabar la pertinente autorización judicial se acuerde lo más conveniente para el interés del menor. 
« Volver